Malas Palabras n° 28 - junio de 2014

Este mes en Malas Palabras, nos dejamos atrapar por el Mundial. Pero no sólo por el mundial de la FIFA, sino también el que se juega en otras canchas: Carlos Fanjul nos cuenta acerca  del mundial de Fútbol Callejero, una experiencia social transformadora que también se juega en Brasil en simultáneo con el torneo de Blatter. Además, Diego Sanchez Folis relata la historia de Axel Soto, un adolescente de la fundación Che Pibe de Villa Fiorito, que viajó a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos para denunciar la criminalización a la que están expuestos los jóvenes de los barrios más bajos de América Latina y el Caribe, y a rechazar la baja en la edad de punibilidad.

Por otra parte, Bruno Dobrusin (asesor de la Secretaría de Relaciones Internacionales de la CTA) hace una crónica de la designación de la CTA, en la figura de Adolfo "Fito" Aguirre, como miembro de la conducción de  la Confederación Sindical Internacional, en el marco de su 3er. Congreso Mundial. Ariel Alvariz nos trae la cobertura de la Cumbre de Integración Internacional contra el fracking, de la que participaron los legisladores por la Unidad Popular Rita Liempe y Alfredo Marcote.

Sobre el acuerdo con el Club de Paris, escriben Claudio Lozano, Julio Gambina y Ramón Gómez Mederos (escritor sanjuanino y miembro de la CTA), quien describe la trama de relaciones detrás de esta resolución.

Carlos Bello, uno de los fundadores de Malas Palabras, nos brinda un texto en ocasión de un nuevo aniversario de la muerte de Carlos Gardel. Además, la cuarta parte del trabajo de José María Barbano sobre la Primer Guerra Mundial y los cambios que produjo en el escenario político internacional.  Y como acostumbramos, incluimos las reflexiones de Alfredo Grande (Agencia Pelota de Trapo). 

Además, en la clásica sección La historia que nos da vida, Leandro Fontela (Secretaría de Formación ATE Buenos Aires), repasa el proceso constituyente que quedó plasmado en la Constitución de 1949. Y en La página impar, un homenaje a Andrés Carrasco, el recientemente fallecido científico que estudió los efectos devastadores del glifosato y acompañó los reclamos de los pueblos fumigados por agrotóxicos.

Todos estos contenidos se pueden leer en la edición digital del n° 28 de Malas Palabras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario